Crescent Pose o High Lunge

Crescent Pose

No puedo imaginar una práctica de yoga sin esta postura perfecta. Crescent Pose o High Lunge  para abrir mis caderas en el psoas-ilíaco alentando el espacio en mi pecho y sintiéndome una fuerza poderosa en mis pies.

Verás estudiantes más nuevos que luchan por mantener el equilibrio en esta postura. Solución fácil. Mirar abajo. Lo más probable es que tus pies sean demasiado estrechos. Asegúrate de que tu pie delantero y trasero estén separados al ancho de las caderas. Esto ampliará la postura y le permitirá equilibrar.

Hay una tendencia a inclinarse hacia adelante en esta postura, que a menudo es causada por la inclinación de la parte baja de la espalda o la tensión en el psoas-ilíaco conectado a la pierna de atrás.

Doble la rodilla hacia atrás tanto como necesite para moverse en la pelvis. Dibuja la cresta frontal de tu pelvis hasta la posición neutral (como un cuenco lleno de kombucha que no quieres derramar) y empuja suavemente la pierna hacia atrás. Puede que no se estire completamente, pero esta es una postura más fuerte.

Intente agregar el elemento de un backbend / dropback en la parte superior de su cuerpo.

Sigue las reglas que has leído hasta ahora y luego alcanza tus brazos sobre la cabeza entrelazando todos los dedos, excepto el pulgar y el índice. Mantenga la base del cuello relajada mientras levanta el corazón y flexiona la parte superior del tórax.

Dibuja una línea imaginaria a lo largo del techo subiendo y volviendo. Mantenga la base de su edificio fuerte, alias no lance su pelvis. Sigue nuestros ejercicios de Yoga. Conoce otras posturas de Yoga.

Este ejercicio en particular me recuerda a la acrobacia que puedes hacer en telas, el yoga sirve desde ejercicios de rehabilitación o una forma de ejercitar todo nuestro cuerpo sin estar preocupados que parte en especifica trabajos hoy en el gimnasio, si los brazos o las piernas.

El único problema que presenta el yoga de telas es para las personas que padecen enfermedades como glaucoma, que sufren de convulsión o epilepsia.

El yoga en tela puede estimular tu mente, tonifica, corrige tu postura, nutre la piel y es anti estrés. Las maravillas de las formas de practicarlo también estimula la práctica sexual con nuestra pareja, porque el relajamiento y la lubricación que permite el perfecto funcionamiento de nuestra circulación, hace que estas dos últimas herramientas no falten en el acto sexual.

Es una forma de ejercitarnos sin importar el clima, las bajas temperaturas o la lluvia muchas veces según la temporada en donde nos encontremos nos dificulta la práctica de cualquier método de ejercitarnos.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *